Clever Carly: 4 pasos para crear su marca de reuniones

Una guía de marca efectiva satisface las necesidades de los clientes, y también las de los asistentes

¡Hola, mis queridos planificadores!

Últimamente, he estado trabajando en un proyecto en el que es necesario realizar un cambio de marca completo. La verdad es que ya había olvidado lo complicado que puede llegar a ser, un verdadero horror. Desde logotipos y mensajes hasta regalos promocionales, la marca toca casi todos los aspectos de un evento. Se trata de una guía de estilo coherente que describe la identidad de una reunión y que, cuando se hace bien, hace clic con la gente. 

Entonces, no es de extrañar que haya mucha presión a la hora de establecer las pautas correctas para crear la marca. 

Así que, si se está embarcando como yo en una estrategia de marca para su próxima reunión o evento, aquí le explico por dónde debe comenzar:

1. Comprender el propósito de su evento.

Como ocurre con la mayoría de las estrategias de eventos, el primer paso en cualquier iniciativa de promoción de marca es identificar los objetivos de su reunión. Como las decisiones que tome respecto a la marca definirán el tono y la identidad de su evento, es importante que cada elemento esté alineado con la visión principal. 

Digamos que está celebrando una reunión para Promocionar con la intención de vender un nuevo producto. En teoría, puede parecer que esas ventas son independientes y no son relevantes para el logotipo de la reunión, pero el logo forma parte de su plan general de marketing. Por ello, tener un conocimiento previo sobre las características principales puede ayudarle a orientar el diseño del logotipo

Por ejemplo, Amazon es una empresa cuyo objetivo es vender todo lo que pueda querer el consumidor (cualquier producto de la “A” a la “Z”), y el logotipo de este gigante de la venta al por menor refleja exactamente eso: una flecha que apunta de la “A” a la “Z” de “Amazon” en un diseño muy inteligente. 

2. Identifique su audiencia.

Una vez haya comprendido los objetivos de su reunión, es el momento de determinar quién es su público y cuáles son sus preferencias. Como he dicho antes, una marca de éxito resuena con las personas. 

Si intenta dirigirse a un grupo específico, debería saber qué buscan las personas que pertenecen a ese grupo para que pueda ofrecerles esa experiencia. Las personas de la generación Z, por ejemplo, tienen intereses muy diferentes a los de la generación del baby boom. Puede enviar encuestas a las listas de invitados de reuniones similares realizadas en el pasado para averiguar lo que les gusta y lo que no. Centre sus preguntas en el contenido y el mensaje general del evento.

O, si está planificando de cara al futuro, intente recolectar los datos de los asistentes en tiempo real en una actividad actual o próxima.

3. Cree su marca. 

Ahora que ya tiene información de las dos caras del rompecabezas de la marca, ahora viene la parte más estimulante y divertida: construir la identidad de la marca de su reunión. 

Como ya he dicho, la marca afecta casi todo, desde la gama de colores y el logotipo, hasta los regalos promocionales, además del tono utilizado en las redes sociales y el mensaje general. Y como es un concepto tan amplio, su equipo de lluvia de ideas también debe serlo: cuanta más creatividad haya en la sala, mejor.

4. Pruébelo.

¡Tatán! Usted y su equipo han ideado una serie de conceptos de marca que están perfectamente alineados con los objetivos de la reunión y el público objetivo. 

Entonces, ¿cómo podemos reducir las opciones? Como el éxito de su evento está totalmente en las manos de los invitados, presénteles varias ideas y pregúnteles cuál prefieren. Si su evento todavía no cuenta con una lista de invitados concreta (y si se encuentra en la fase de planificación de marca, lo más seguro es que no la tenga), póngase en contacto con los asistentes de eventos pasados similares para recoger sus opiniones. 

Por supuesto, evaluar sus ideas puede ayudarle a garantizar que los invitados conecten con el mensaje de su reunión, pero no en todos los eventos hay tiempo para deliberar. En ese caso, trabaje con su equipo para elegir el concepto que mejor se ajuste a las necesidades del cliente y de los asistentes, basándose en la información que ha recopilado. Después, llévelo a cabo con confianza.

Aunque la creación de su marca puede ser complicada, suele ser la parte más creativa del proceso de planificación y el lazo que mantiene unidos todos sus esfuerzos e iniciativas. ¿Y a quién no le gusta conseguir un bonito regalo como ese?

Hasta la próxima.

Les deseo unas buenas planificaciones,
Clever Carly

Powered By OneLink