Dele un cambio radical a sus desayunos de reuniones habituales

Un poco de inspiración sobre cómo servir la comida más importante del día

Panceta y huevos. Panquecas y waffles. El desayuno es un elemento básico en las reuniones matutinas, al igual que los elementos tradicionales del menú. Para los planificadores que celebren encuentros temprano, aquí le contamos cómo darle un toque original a su menú matutino para disfrutar de un desayuno satisfactorio y un evento productivo.

Incluya sabores internacionales

Nation's Restaurant News indica que los desayunos internacionales son la última tendencia de 2019, así que impregne su menú matutino habitual de sabores del mundo. Puede servir onsen tamago japoneses (huevos suaves cocidos a fuego lento); papillas de teff, un cereal etíope; o un bufet al estilo israelí, con diferentes tipos de quesos, arenque y huevos.

Póngale sal

Muchos productos tradicionales del desayuno se completan con productos dulces, como el sirope de arce o la Nutella, pero no todos los invitados quieren tener una alza de azúcar por la mañana. Por este motivo, considere la opción de ofrecer un desayuno con opciones saladas. Por ejemplo, además de las clásicas coberturas para los waffles, incluya también chorizo de pollo o tomate y mozzarella para satisfacer los paladares de los que no les gusta el dulce. 

Permita que los invitados elijan

No todos los asistentes querrán el clásico omelet de jamón y queso. Instale estaciones de cocina para que los invitados puedan elegir los ingredientes que quieren en su desayuno, ya sea una tortilla de espinacas, panquecas con arándanos o tostadas francesas con banana.

Sirva pequeños platos

El desayuno puede ser la comida más importante del día, pero no todos los asistentes tienen tiempo para comer, sobre todo durante las reuniones matutinas que requieren mucha participación. Para asegurarse de que los invitados puedan participar y disfrutar, ofrezca una variedad de ricos bocaditos pequeños que les permitan comer sin perder la concentración en la reunión. 

No olvide el café

El café es el pilar de muchas rutinas matutinas, y privar a los asistentes de su dosis diaria de cafeína puede ser la causa de un evento lento con una participación mediocre. Asegúrese de ofrecer café junto a todos los aderezos para hacer que la reunión sea más activa.

Realce la experiencia de la reunión

Todas las reuniones deberían mejorar la experiencia del evento, sin importar cuán temprano se realicen. Dependiendo de cuál sea la hora de inicio del desayuno de la reunión, es posible que los invitados no estén despiertos al 100 por ciento, así que céntrese en la presentación del desayuno. Por ejemplo, puede servir productos emplatados de una forma elegante o decorar las mesas de una forma original para hacerlos despertar. 

Powered By OneLink