Formas de reducir el estrés en una estresante reunión para Decidir

Cómo añadir calma a cualquier reunión de temática seria

La planificación es una profesión intrínsecamente social (y, en muchas ocasiones, envidiable). Organizamos fiestas a gran escala, interactuamos con diversos grupos de clientes y compañeros y ayudamos a preparar (y a comer) menús que deleitarían los paladares de cualquier crítico gastronómico. Sin embargo, además de las brillantes fiestas para Celebrar y los encuentros sociales para Conectar, también tenemos que planificar reuniones en las que prevalecen las mesas de juntas, la iluminación fluorescente y las expresiones claramente serias y tensas.

Esto no quiere decir que planificar las reuniones para Decidir, Producir e Idear no sea divertido o interesante, pero lo cierto es que puede ser complicado, ya que los asistentes se enfrentan a temas serios, pasan muchas horas escuchando conferencias e inmersos en un ambiente de mucho estrés. En este artículo destacamos cuatro formas de conseguir que los asistentes a su próximo evento para Decidir tengan mucha energía y una actitud positiva. 

Llene las bandejas con bocaditos poco convencionales

Solo por el hecho de que los asistentes se lancen sobre las rosquillas, cuidadosamente dispuestas sobre la bandeja, tan pronto como las coloca, no significa que les esté beneficiando, sobre todo con respecto a los niveles de energía y de calma. Pero, ¿sabe por qué?

Quizás las bacterias que viven en nuestro intestino sean las culpables. Como afirma un artículo de Reader’s Digest, cuando esas bacterias están fuera de control, nuestro cuerpo invierte una gran cantidad de energía en arreglar ese desequilibrio. Cambie los dulces que le gustan a todo el mundo por refrigerios más originales que ayuden a mejorar el equilibrio probiótico de los asistentes. Según un estudio, las personas que llevan dietas ricas en yogur, chucrut, pepinillos y otros alimentos fermentados viven menos tensión social y ansiedad, además de tener niveles más altos de energía (lo que también puede ayudar a mejorar el estado de ánimo).

Evite el consumo continuo de café

Según indica un estudio de la Wake Forest University, la cafeína reduce el flujo sanguíneo al cerebro en un 27 por ciento, además de incrementar la sensación de nerviosismo, temblores y pánico. Aunque es posible que tenga dificultades al intentar convencer a los asistentes para que participen en una tensa reunión para Decidir o Idear sin su dosis diaria de cafeína, intente motivarlos para que no rellenen continuamente su taza de té o café. Para conseguirlo, tenga a mano una bebida que les ayude a renovar su energía de forma natural, como el agua. Para hacer que el H2O simple sea más apetecible, añádale frutas frescas. Échele un vistazo a una de nuestras publicaciones recientes sobre ideas para preparar agua con infusiones de frutas para inspirarse. 

Fomente los descansitos de relajación

Aunque lo que introduzca en su cuerpo puede tener un gran efecto sobre su tranquilidad (o falta de la misma), lo que exhala a través de su boca y nariz también puede tener un impacto importante. Según un artículo de Harvard Health, tomar descansitos para relajarse puede ayudar a reducir el estrés e incluso el dolor durante situaciones incómodas o tensas. ¿Lo mejor? Todo lo que necesita es de uno a tres minutos. Intente integrar estos cortos períodos de relajación en el programa de trabajo: 

  • Un minuto: Ponga su mano bajo del ombligo y sienta cómo su vientre se mueve con su respiración. Al inhalar, deténgase mientras cuenta hasta tres. y exhale en tres tiempos. Repítalo durante 60 segundos. 
  • Dos minutos: Mientras realiza una cuenta atrás desde 10 hasta cero; tome una respiración profunda con cada número. Por ejemplo, cuando diga “10”, exhale. Luego, repítalo con “9”. 
  • Tres minutos: Relaje sus músculos faciales y deje que su mandíbula se abra ligeramente y que sus hombros desciendan. Deje que sus brazos caigan a los lados y suelte las manos de forma que haya espacio entre los dedos. Descruce sus piernas y tobillos, y sienta cómo los muslos se hunden en su silla, haciendo que las piernas se separen de forma natural. Sienta cómo sus espinillas y pantorrillas se vuelven pesadas a medida que visualiza sus pies enraizándose en el piso. Inhale y exhale suavemente. 

¿Dispone de media hora o una hora para dedicarle a la relajación? Considere la opción de aprovechar el talento de algún instructor de yoga de la zona para guiar una sesión de meditación. Intente no hacerlo durante el descanso para comer; lo mejor es que integre el período de relajación como una actividad más del programa.

Genere risas auténticas e inesperadas 

Aunque la frase “la risa es la mejor medicina” suena un poco trivial, sobre todo cuando el tema de las reuniones es algo serio, la risa tiene sus beneficios para ayudarnos a liberar tensiones. Según la Mayo Clinic, la risa auténtica estimula los órganos que ayudan a incrementar el nivel de oxígeno en el corazón, los pulmones y los músculos, además de tonificar el cuerpo y aumentar la energía. Pero, ¿cómo puede hacer que los asistentes se rían de una forma auténtica y no forzada en un evento de mucha tensión? 

Un artículo de The New Yorker, en el que se buscaban las razones por las que algo se vuelve gracioso, destacó que cómicos como Jerry Seinfeld o Sarah Silverman tuvieron éxito gracias a que identificaban cosas indignantes en lo bondadoso. Sin embargo, lo que realmente hacía que estas cosas fuesen graciosas era que la parte indignante no era peligrosa. En cuanto a cómo se traduce esta lógica a su reunión, ¿ha vivido algo extraño o fuera de lo común durante su día o en la reunión que se pueda utilizar para crear una situación cómica? El éxito de una situación cómica viene dado tanto por la espontaneidad como por la planificación, así que esté muy atento a las oportunidades para un momento de levedad, pero tenga también preparado un chiste o dos. 

 

Powered By OneLink